Sobre mi

Sobre mi

1489593346-41602.jpg

El primer contacto con la fotografía  fue  con una biblioteca y una galería de retratos en el desaparecido Centro Internacional de Fotografía de Barcelona (CIFB).  La bliblioteca propiedad de Albert Guspí estaba situada en la primera planta y era, además, antesala del espacio de exposiciones, que a su vez era  áula y muro  de trabajo. De la pared, dando la espalda a la calle Aurora, colgaban los retratos del fotógrafo alemán  August Sanders. Estamos en 1983 y matriculado en horario nocturno sin saber aún que, cuando finalice el curso, el  CIFB cerrará definitivamente sus puertas. De modo que, consumado el cierre y por motivos de fuerza mayor, un grupo de alumnos decidiremos matricularnos en el Institut d'Estudis Fotografics de Catalunya para continuar nuestra formación. Pero la química, la fotografía de desnudos y  moda, bodegones, no terminan por interesarme. Así que, al finalizar el segundo curso de fotografía ingreso en  el  Centre d'Art i  Disseny Massana de Barcelona, especialidad escultura, donde finalmente me graduo. El cambio no implicó dejar de banda las imágenes:  en lugar de barro y hierro, me paso cinco años de formación entre polaroids, negativos y cintas de video Beta. En la Massana la fotografía  se convirtió en arte. 

Y llegan las primeras exposiciones, ligadas aún, al tradicional blanco y negro: 1er premio VI mostra de Fotografía Jove, Beca del Ministerio de Asuntos Sociales para asistir al encuentro Internacional de Arlés,  Jóvenes Fotógrafos 89, en el Palau Marc de Barcelona, Sala Amadís de Madrid, y la  II Biennal de Barcelona Joves Creadors Europeus comisariada por Manel Esclusa y Antonio Molinero. 

Más tarde, implicado ya  en las dinámicas de la fotografía y el arte contemporáneo e influido por la lectura de La Escultura Expandida, de Rosalind Krauss, expongo, con  grandes formatos a color, en La Capilla del carrer Hospital, "Onze Escultors"; alcanzo el  2º premio Guasch-Coranty 1990 en la  Biennal de Valls; formo parte de la exposición Biennal de Girona 1991, del 6è ciclo d'Art Conteporani a Gràcia, a cargo de Lola Donaire en la Sala Artesà;  tête-à-tête con Tonet Amorós con "Morbit" en la Galería Angels de la Mota; y del ciclo Si Deus Pronobis Qvis Contranos en Castellfollit de la Roca, del que guardo uno de los mejores recuerdos, por ser una colectiva nacida desde las entrañas de la amistad y que contó con el apoyo de Lluís Doñate, Jesús Martinez-Clarà, Glòria Picazo y Miquel Molins i Nubiola. Martinez Clará escribió sobre mi trabajo en la carpeta edición que hacía a la vez de catálogo: "Paco Freire ha franqueado con éxito la distancia entre pintura y fotografía. Respetuoso con ambos territorios ha tendido puentes colgantes muy bien estructurados. En su poética se halla el sincretismo que concilia la condición contemporánea con las antiguas inquietudes". No podía quejarme, había recorrido una primera etapa y no lo estaba haciendo mal. LLegan, también, los primeros encargos de fotografía profesional  para documentar  la  obra de artistas, amigos y profesores. 

1992, año Olímpico, colaboro con Martí Llorens en su despacho de la Villa Olimpica. Archivo, clasifico, positivo copias de laboratorio, y hago algún reportaje. Me hago con  una beca a la creación artística  de la Generalitat  de Catalunya para pasar el invierno en  Glasgow. Paso dos duros meses de invierno  congelándome sin conseguir, apenas,  resultados. Antes de dejar Barcelona, y animado por Gloria Picazo, solicito el ingreso en la prestigiosa Risjksakademie van Beeldende Kunsten de Amsterdam, donde finalmente pasaré dos años de clausura (1993 y 1994 ), bajo la tutela del fotógrafo Oscar Van Alphen.  La Risjksacademie facilitaba (y aún hoy lo hace), casa, salario, estudio privado y presupuesto  a una cinquentena de artistas internacionales. Nuestro único cometido era  trabajar en el taller y concertar entrevistas privadas programadas  con  el lujoso elenco de artistas residentes que nos visitaban: Dan Grahan, Jon Jonas, Dennis Adams, John Hilliard, Esther Ferrer, Marlen Dumas y muchos otros.  

Si en Massana vida y arte eran equivalentes, en la Risjksacademie se les une una vertiente ética: la responsabilidad social. Exposiciones colectivas en Breda, In Collabration with en el Lokaal 01, comisariada por Filia den Hollander, y en la galería Alain Gutharc de París, Fins d'Histoire, comisariada por Guillaume Paris. Regreso a Barcelona. Colectivas en Reordenaciones 10 Anys d'art contemporani a l'Artesa de Gràcia, en el Palau de la Virreina, comisariada por Lola Donaire, e Intercambio, una colaboración con artistas daneses que nos llevará de intercambio a lo alto de la Rundetarn de Copenhaguen en el año de su capitalidad cultural y que  será mi última exposición. Y  la fotografía siempre tuvo un papel importante que desempeñar.

Hasta el 2011 me dedico al diseño industrial de mobiliario doméstico; la economía obliga. Desde 1995 al 2011, centro mi actividad en Global Estudi Disseny donde proyectamos algunos muebles auxiliares que se venden en Vinçon, pero sobre todo, nos hacemos cargo del diseño de producto, catálogos y stands de fabricantes de mobiliario a medida y diseño "outlet" con grandes ventas anuales. Global Estudi Disseny cierra en el 2011 en paralelo con la  crisis económica  que desmonta la mayor parte de la industria del mueble en España.

Y  casi sin pensarlo, regreso a la fotografía e inicio una nueva etapa.  

Desde entonces organizo mis proyectos fotográficos en formato libro por autoedición en Blurb y dedico tiempo a documentar actos políticos en Barcelona. Estoy sindicado como fotógrafo freelance en el Sindicat de Periodistes de Catalunya (SPC)   y colaboro con    ASNERP. y SOPA Images


 

 

 

 


entrar
Todos los contenidos reservados 2017 © Paco Freirecreado en Bluekea